Ciudad de México–  En México es escaso el conocimiento de productos financieros de ahorro, inversión, seguros y crédito, y a esta problemática se suman los millones de habitantes sin acceso al sector y la baja penetración de esta actividad en la economía.

Pese a la importancia que tiene la cultura financiera, en el país sólo 10% de las instituciones promueven programas de educación sobre los servicios y productos que ofrecen.

Es común ver personas que contratan créditos con altas tasas de interés, que ahorran en instituciones no reguladas, que se encuentran sobreendeudadas, en cartera vencida, o bien que tienen su ahorro en Afores con una comisión alta y rendimientos por debajo del promedio, lo que a la larga afectará el monto de su pensión.

Es muy importante que todas las instituciones cuenten con programas de educación financiera, para así evitar conflictos de endeudamiento o terminar con una pensión limitada.

Con información de El Financiero

Leer más.